Durante abril, México no recibió ningún crucero tras la suspensión de estas operaciones en el mundo por la emergencia sanitaria desatada por el coronavirus, con lo que registró una caída abrupta de 100 por ciento frente al mismo mes de 2019, cuando recibió 295 navíos con 910 mil 285 pasajeros.

Se trató de un hecho sin precedentes en la historia del país, debido a que la crisis sanitaria obligó a las navieras a cancelar sus viajes y, con ello, suspender el atraco en puertos.

En forma acumulada, la industria de cruceros en México perdió, en los primeros cuatro meses del año 36.7 por ciento de los viajeros en comparación con igual periodo del año pasado.

En dicho periodo, los principales puertos en donde firmas como Princess Cruises, Carnival y Disney Cruise atracaban, dejaron de recibir a cerca de 1.3 millones de cruceristas, de acuerdo con datos de la Dirección General de Puertos y Marina Mercante.

Mahahual y Cozumel son los dos puertos mexicanos con mayor exposición a la cancelación de la llegada de ‘hoteles flotantes’, pues en conjunto reciben alrededor de 6 millones 173 mil viajeros al año, cerca del 70 por ciento del total de cruceristas que atracan en México.

La suspensión de llegadas de embarcaciones a puertos mexicanos significó, también, una fuerte pérdida económica: en los primeros cuatro meses del año, los cruceristas dejaron una derrama de divisas de 182.3 millones de dólares, es decir, 27.4 por ciento menos que en el mismo periodo del año anterior.

Quintana Roo comenzó a reactivar actividades turísticas a partir de la segunda quincena de junio, tras poco más de dos meses de cierre, lo que le permitirá tener ocupaciones en sus hoteles de no más del 30 por ciento, mientras el semáforo estatal se encuentre en ‘anaranjado’.

Sin embargo, los dos puertos más importantes de la entidad para cruceros, Cozumel y Mahahual, hasta ahora no tienen arribos programados de algún crucero a sus terminales portuarias.

Cozumel acumula un par de meses ‘a la deriva’: mientras que en abril no recibió a ningún pasajero, en mayo la caída fue de 99.6 por ciento, es decir, en los meses más fuertes de la crisis solo llegaron al puerto 139 cruceristas, según datos de la Administración Portuaria Integral de Quintana Roo (Apiqroo), dirigida por Alicia Ricalde Magaña.

En marzo, Princess Cruises anunció la suspensión temporal de sus atracos en Cozumel, esto debido a la pausa temporal de 60 días que la empresa anunció por el avance del COVID-19.

Debido a la suspensión temporal de la naviera estadounidense dejarán de desembarcar en Cozumel 21 mil 546 cruceristas, detalló Ricalde, quien agregó que la temporada alta de arribo de navíos a dicho destino arranca en agosto y finaliza hasta abril de 2021.

“Se darán todas las facilidades a Princess Cruises, y todas las que lo soliciten, para retomar su itinerario cuando el problema de salud causado por el coronavirus se supere a nivel mundial”, advirtió la directora general de la Apiqroo.

La caída en la llegada de navíos de empresas como Royal Caribbean a Los Cabos en los primeros cuatro meses del año fue de 50.5 por ciento, por lo que en dicho periodo sólo atracaron 47 cruceros en Cabo San Lucas, Baja California Sur.

En cuanto al número de visitantes en crucero durante dicho periodo, se experimentó una caída de 44 por ciento con respecto al mismo lapso del año anterior.

Sin embargo, Los Cabos comienza a reabrir moderadamente las actividades turísticas.

De acuerdo con Rodrigo Esponda, director general del Fideicomiso de Turismo de Los Cabos, el destino tendrá durante junio una capacidad hotelera de hasta el 30 por ciento y se reactivará el acceso a las principales playas.

Pese a ello, la afectación en este destino en cuanto a cruceros no se agravará, de acuerdo con Esponda, quien puntualizó que la temporada de arribo de cruceros reinicia en los meses de agosto y septiembre, fecha en la que empresas como Royal ya tendrán operaciones.

“Hemos decidido extender la suspensión de los viajes de nuestra flota global para todos los viajes hasta el 31 de julio. Nuestro objetivo es reanudar las operaciones el 1 de agosto para la mayoría de nuestra flota”, señaló la naviera recientemente.

El Financiero

CIP-OEA abre convocatoria para uso gratuito de la herramienta Posidonia Port CDM

Marinero de la Secretaría de Marina recibió la “Distinción de la OMI al valor excepcional en el mar 2020”