Pese a la contingencia sanitaria que se vive por el coronavirus (Covid-19), la Administración Portuaria Integral de Campeche (Apicam) no detiene sus labores, al contrario, registra un aumento de 17 por ciento en exportaciones, aplicando estrictas medidas sanitarias en los puertos para evitar contagios, por lo que no hay afectaciones en los ingresos.

El director general de la Apicam, Carlos Eduardo Ortiz Piñera, señaló que los puertos son un eslabón importante en la cadena de transporte de suministros para la población y otorga cerca de cinco mil empleos en Campeche.

Dijo que la pandemia que se vive en el mundo ha paralizado diversos sectores de la población, principalmente el comercial al privilegiar la cero movilidad de la ciudadanía para evitar los contagios; sin embargo, la Apicam no se ha detenido, ya que así ayudan a conservar los más de cinco mil empleos en los puertos de Campeche, siendo esta región donde se produce más de la mitad del petróleo crudo del país.

Especificó que en Campeche no se ha afectado las inversiones en los puertos, ya que continúan desarrollando sus proyectos, incluida la actividad portuaria en cargas y arribos, las cuales se realizan con todas las medidas pertinentes de salud, como el monitoreo y control sanitario, de acuerdo con los lineamientos de la Secretaría de Salud y recomendaciones de Sanidad Internacional, por lo que hasta el momento no se han detectado afectaciones en los ingresos.

En cuanto a las exportaciones, dijo que tampoco se tienen afectaciones, ya que incluso las últimas estadísticas reflejan un aumento en la actividad, pues en el puerto Isla del Carmen en lo que va del año se registran cerca de cinco mil arribos y 140 mil toneladas de carga, lo cual representa un incremento de 17 por ciento, comparado con el año anterior, incluso se están atendiendo servicios costa fuera, con empresas que trabajaban con los puertos de Tabasco.

Mientras que el puerto de Seybaplaya aumenta su movimiento en carga general, pasando de 70.59 toneladas a ocho mil 282.16 toneladas, así como el número de arribos, pasó de ocho a 74 durante este cuatrimestre, en comparación con el año anterior.

Los puertos son fomento de desarrollo económico de la región, por lo que para prevenir contagios de Covid-19, la Apicam desde hace más de dos meses cuando inició la pandemia, aplica las medidas de sana distancia, el trabajo en casa para empleados de actividades administrativas y personal vulnerable, así como limpieza y sanitización constante, aunado al control en las maniobras de abordaje y desembarco a muelles, verificando que los tripulantes cumplan con las medidas sanitarias.

En el puerto Isla del Carmen cerraron dos de los cuatro accesos para un mayor control, instalaron filtros sanitarios, contando con médicos, enfermeras y paramédicos permanentemente.

Y desde su terminal marítima, Pemex y Cotemar operan con su propio control sanitario, mientras que para las demás empresas, la Apicam implementó en el muelle tres y cuatro filtros sanitarios para verificar el óptimo estado de salud del personal que embarca y desembarca.

Comunidad Portuaria

Conoce aquí el avance del COVID-19 en los municipios con los principales puertos de México al 25 de mayo

Empresas portuarias de Lázaro Cárdenas detectan nuevos casos de COVID-19

OMC advierte que disminuirá bruscamente el comercio mundial